Porteo después de una cesárea

         

Nuestra asesora en porteo, Noelia Fernández, nos cuenta como iniciar el porteo después de un parto de cesárea. ¡No te pierdas sus consejos!

Porteo después de una cesárea

El tema que me han propuesto las chicas para este mes es difícil para mí. Todo un reto. Nunca he escrito sobre él en mi blog de micomeu porque se me remueven muchas cosas. Pero ahí va:

Sabrás que una cesárea es una intervención quirúrgica mayor, es decir, que no es moco de pavo. La intervención se lleva a cabo en un quirófano bajo anestesia. El cirujano tiene que hacer una incisión en la pered abdominal, en el útero y en el saco amniótico antes de llegar al bebé o a los bebés. Extraer al bebé y a la placenta. Suturar útero y pared abdominal.

Después tienes que recuperarte de la anestesia. Esto puede ser más o menos variable según cada mujer. Poco a poco recuperas la movilidad y la sensibilidad de las piernas y del abdomen también. Con ello el dolor.

Cualquier persona que le hagan una operación de esta envergadura le indican estar en cama, tomando calmantes y sin hacer esfuerzos. Durmiendo, descansando y recuperado la movilidad poco a poco.

En cambio, a una mujer después de pasar por esta operación le entregan un bebé recién nacido al cual ha de cuidar 24h non stop. No puedes levantarte sola de la cama, te duelen las grapas tan solo toser. Te duele hasta reír de felicidad con tu nueva familia.

Con todo esto, y volviendo al tema del porteo, te quiero decir que el porteo es lo último en lo que tienes que pensar. Contacto mucho, piel con piel todo lo que puedas. ¡Pero tranquila y relajada en la cama o en un cómodo sofá!

En lo que tienes que pensar es en ti y en tu bebé, rodearte de gente que os cuide y os mime.

Recuperarte sin prisa, conocer a tu bebé sin preocuparte de cómo se anuda un fular, eso ya lo harás más adelante cuando te sientas más recuperada. Una fuerza interior hasta el momento desconocida te hará hacer cosas que nunca creías poder hacer. Sacará lo mejor de ti para con tu familia. Entonces será cuando puedas empezar a portear como cualquier otra madre que no hay parido por cesárea

 

Noelia Fernández nos da sabios consejos como asesora de porteo y, desde su propia experiencia personal. La recuperación de una cesárea es dura y debemos cuidarnos. Hasta que tu cuerpo no te lo pida, olvidate del porteo y disfruta de tu bebé descansando lo máximo posible.

Recuerda que sí ncesitas ayuda para escoger el portabebés que mejor se adapte a las necesidades de tu bebé y las tuyas o tienes dudas sobre la buena colocación de tu portabebés, puedes contar con la ayuda de Noelia en las sesiones online de porteo que ofrece Secondbaby

 

¿Has tenido cesárea? ¿Cuando te viste bien para portear? Cuéntanos tu experiencia. 

Publicado el 10/4/2015 en Tengo un bebé

         

RSS 2.0 (Tengo un bebé) RSS 2.0 (Second Baby)

1 comentario

Paula

03 nov., 2015 23:18:41

En mi caso yo no empecé hasta poco antes de que cumpliera dos meses. La verdad es que me sentía bastante insegura porque normalmente lloraba cuando lo ponía (luego descubrí que era normal que lloraran un poco al principio, pero que al empezar a andar ya le gustaba y se tranquilizaba). De todos modos yo pensaba que era porque lo ponía mal, empecé a obsesionarme con que lo estaba poniendo mal (usaba un fular) y que a lo mejor le estaba haciendo daño y hasta que no fui por fin a un curso de uso del fular, cuando tenía 3 meses, no me sentí 100% segura porteando (y eso que me parecía que, si se quedaba dormido, incómodo no podía estar...) Bueno, en el curso descubrí que lo estaba llevando bien. Me corrigieron unos detalles para que fuera mejor, pero no lo estaba llevando mal.

Deja un comentario


( * ) Campos obligatorios